,

Iron Fist: ¿el incomprendido Danny Rand?

por Fausto Ponce

Iron Fist llegó a Netflix como preámbulo de la nueva serie Defenders, a estrenarse en agosto de este año, y no ha sido bien recibido por la crítica. Puño de Hierro, como se conoce al personaje en español, deberá hacer algo más que derrotar a La Mano si lo que busca es convencer a aquellos que quedaron atónitos frente a las historias de Daredevil, Jessica Jones y Luke Cage.

La serie desarrolla el regreso de Danny Rand (Finn Jones) a Nueva York tras haber sido declarado muerto por varios años. Rand, en lugar de perecer en el avionazo, es rescatado y llevado a K’un-Lun (una ciudad mítica) donde, tras un arduo entrenamiento, derrota al dragón Shou-Lao y consigue así la oportunidad de invocar el poder del Puño de Hierro.

La serie tiene las bases que llevaron a Daredevil, Jessica Jones y Luke Cage a ser aceptadas por la audiencia, series que reinterpretaron a los personajes de tinta y papel para presentárnoslos en una naturaleza orquestada por sus tormentos con un asiento en primera fila para nosotros. Ahí estaba la fórmula, ¿qué pasó con Iron Fist?

Yo diría que fue la misma naturaleza del personaje el que llevó a la serie a aparentar que no aporta nada. Y es que vemos a un Danny que peca de una inocencia que por momentos recae en lo ridículo. Situaciones donde se percibe que hace falta el carácter de aquellos que defienden las calles neoyorquinas.

He ahí el problema. Iron Fist llega tras el estreno de las series de los otros Defensores por lo que los puntos de comparación están muy definidos y de ahí se puede partir para decir que es una serie que termina por no amarrar.

Al romper estos hilos quizá podríamos entender que su accionar radica en las bases en las que fue instruido por los monjes de K’un-Lun, mismas que vemos incluso al momento de convocar su poder místico: debe tener alineado su chi, la energía vital.

Iron Fist aporta elementos que entrelazan su historia con las ya contadas en las otras series. Por ejemplo, Danny se enfrenta a su enemigo natural: La Mano, mismo grupo al que Daredevil confronta en su última temporada o recibe la ayuda de Claire (Rosario Dawson) y Jeri Hogarth (Carrie-Anne Moss) quienes ya han aparecido en este universo que Marvel ha creado a través de Netflix.

Queda todo listo para ver a los Defensores.Veremos si acá el personaje de Danny Rand agarra un segundo aire para lograr alcanzar el nivel de sus compañeros superhéroes basado, claro, en su naturaleza. Les propongo algo: veamos la serie sin hacer comparaciones con sus antecesoras y decidamos si es realmente una serie floja o simplemente vemos a un incomprendido Danny Rand en Nueva York.

Ya estoy en el proceso…

2 replies
  1. Yolanda Martínez
    Yolanda Martínez says:

    Sí, me.decepcionó, me desespero el personaje, diría mi mamá “me daban ganas de.darle unos golpes para que reaccionará” ni se si cheque con el estilo de personalidades de los demás personajes en Defensores, esperaré y seré paciente 🙂

    Responder
  2. Corinne luna zapata
    Corinne luna zapata says:

    En verdad Danny es tibio y de flojera y ni siquiera tiene lo atormentado de sus compañeros en “Los Defensores”.

    Responder

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *