por Diana Chávez Zea

Vestida de dorado y sentada en su trono de forro rojo, Alejandra Guzmán presentó a los medios su nuevo álbum Live at the Roxy en el auditorio Universal Music, un álbum compuesto de 10 covers de rock en español, los cuales la inspiraron para volverse cantante durante su adolescencia, además de dos canciones inéditas.

“(…) aquí estoy presentando este disco, y es muy divertido porque me quito un poco a Alejandra Guzmán y vuelvo a ser Gabriela —segundo nombre de la cantante—, la rockera, la locochona, y creo que esa esencia no la he perdido aún”, comentó la artista.

Live at the Roxy fue producido por Sebastin Krys. Los 12 temas que integran el disco cuentan con una versión en vivo y una en estudio. Dentro de los canciones que contiene encontramos piezas de Charly García, Andrés Calamaro, El Tri, Caifanes, Maná y Café Tacuba, entre otros. Alejandra comentó que cada vez que veía a estos artistas pensaba:  “yo quiero ser así de loca como este wey”.

“Quiero darles a las generaciones que vienen esas poesía de letra, no puedo mejorar las letras que ya existen pero los arreglos están hechos con rockeros”, comentó La Guzmán sobre los covers, los cuales, recalcó, tienen su sello personal.

La cantante agregó que la realización de este material le ayudó a recordar a la persona que es y no a la famosa ganadora del Grammy a Mejor vocalista femenina de rock, sino a la mujer apasionada por el rock y por el arte; el disco la ayudó a reconcectar con su interior.

Además de los covers mencionados, Live at the Roxy cuenta con dos canciones nuevas de su autoría:  “Camina solo” y “La vida sigue”, esta última dedicada a su hija Frida Sofia, un tema que invita a ser positivos aun en medio de la adversidad. Sobre el reciente inicio de la carrera musical de su hija, la cantante se mostró orgullosa y segura del éxito que tendrá Frida Sofia ya que cuenta con la preparación adecuada.

La interprete de “Volverte a amar” argumentó que la clave para llegar a un escenario tan importante para ella como el Roxy en Los Ángeles —lugar icónico para el rock, donde se realizó la grabación de su disco—, es la consecuencia de haber elegido bien su carrera, además de tener los pies sobre la tierra, y ser humilde y honesto como artista; a lo anterior se suman altos grados de concentración y preparación propias de cada disco para ir superándose.

En la grabación de este nuevo álbum, Alejandra pudo formar un ambiente más íntimo para su música, intimidad que busca trasladar a un recinto con gran capacidad como la Arena Ciudad de México, donde dará un concierto el próximo sábado 7 de septiembre.

“Hay muchos conciertos pero siempre hay tecnologías nuevas y siempre hay ideas nuevas, el hilo negro ya se inventó pero el chiste es ponerlo de otra manera y para eso soy muy buena”, comentó Alejandra, y aseguró que, a pesar de los problemas de salud por los que ha atravesado, invierte su tiempo en generar nuevas ideas para sus conciertos pues entiende que el público quiere ver cosas nuevas, así que en su nueva gira —que inicia este sábado y concluye el 30 de noviembre —, se verán conceptos diferentes a los que se mostraron en su tour con Gloria Trevi.

1 reply

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *