Days Gone está disponible y en exclusiva para PlayStation 4

por Hugo Juárez

Los creadores de la notable saga de Syphon Filter para PlayStation original y PS2 regresan a la industria de los videojuegos con su propio universo postapocalíptico en Days Gone.

La trama sigue al motociclista Deacon St. John, quien intenta sobrevivir recorriendo los paisajes de Oregon, Estados Unidos, luego de que al inicio del juego debe dejar a su esposa Sarah, malherida, en manos de una misteriosa organización gubernamental llamada NERO, quien promete ayudarla a ella y al resto de los sobrevivientes. Durante la trama, Deacon va descubriendo que NERO esconde algo, por lo que duda de la seguridad de Sarah y comienza a buscarla, con la esperanza de encontrarla viva.

Pero las cosas no serán tan sencillas, pues tendrá que enfrentarse a enormes hordas de “freakers” (los zombis de este título), así como a algunos humanos, muchos de ellos bastante pirados por culpa del apocalipsis y quienes harán cualquier tipo de crueldad con tal de seguir vivos.

A lo largo de su viaje, el protagonista irá conociendo a líderes de campamentos y a otros personajes que lo ayudarán a cambio de su lealtad y de realizarles ciertos “favores”, todo mientras intenta salvar a su amigo Boozer, con quien tiene un entrañable bromance.

Days Gone es un juego de acción en mundo abierto en el que debes ir descubriendo lugares y recolectando recursos, ya sea para defenderte o para venderlos y así obtener créditos. Así mismo, como usas tanto tu moto, deberás mantenerla en perfecto estado, pues no sólo es un medio de transporte normal, sino que prácticamente tienes una relación de “amistad” con ella y es clave para pasar ciertas misiones.

La trama de este título, como posiblemente te diste cuenta, está compuesta de varios hilos narrativos que no se sienten integrados conforme avanzas, y además tenemos unos flashbacks bastante inefectivos y pobremente interactivos que te muestran cómo era la relación de Sarah y Deacon antes del apocalipsis, pero ni así lograrás sentir empatía por ninguno.

Deacon, por su parte, no es un protagonista coherente, pues se trata de una mezcla entre Daryl y Rick de The Walking Dead: por el lado del primero, siempre anda en moto, es rudo y parece que nunca sigue ninguna regla, pero por el lado del segundo, siempre trata de ser justo, es buen amigo, es tibio a la hora de tomar ciertas decisiones y vive atado del pasado con Sarah. Ambas personalidades nunca logran conectarse, aunado a que prácticamente todo el juego está plagado de esta nostalgia y sentimentalismo forzados, notándose aún más su “homenaje” a la mencionada serie de TV / comic.

Por otra parte, el combate, los entornos y la progresión tienen mucha influencia de otro producto, The Last of Us: cuentas con armas a distancia (pistolas, metralletas, escopetas) pero también con otras para el combate cuerpo a cuerpo, como tablas o bates, mismos que puedes modificar para hacerlos más letales, pero para eso debes emplear recursos esparcidos por el mundo, y además no son eternos, por lo que después de usarlos varias veces se romperán. Así mismo, irás obteniendo puntos que puedes usar para desbloquear habilidades de combate o de sigilo con el fin de personalizar a Deacon y adaptarse a tu modo de juego. También puedes cazar animales, pero esta actividad está muy pobremente aprovechada.

El combate cuerpo a cuerpo es uno de los pocos aciertos de este título, pero su atractivo disminuye por culpa de la pobre inteligencia artificial de los enemigos, por lo que pocas veces representará un reto para ti. Adicionalmente, las misiones son bastante repetitivas y poco a poco van perdiendo novedad y emoción.

Sin embargo, y a pesar de este devastador panorama, Days Gone tiene aspectos positivos que hay que destacar:

  • Las armas funcionan bien a distancia, los headshots son satisfactorios y además vas adquiriendo armas más poderosas poco a poco, lo cual también aporta a la progresión. No hay balas por doquier, lo que agrega tensión.
  • Las escenas donde te enfrentas a hordas de freakers, pues salen muchísimos y tienes que matarlos a todos usando tanto tus armas como tu entorno. Aunque son pocos estos momentos, son muy satisfactorios e ingeniosos.
  • Su calidad gráfica.
  • La posibilidad de recorrer Oregon en moto y admirar los paisajes (aunque te tienes que detener a cada rato a cargar gasolina).

Days Gone es un juego que realmente aporta muy poco. Es entretenido, pero si eres fan de otros productos como The Walking Dead o The Last of Us vas a encontrar poca novedad, porque se notan sus “inspiraciones”. Sin embargo, si te gustan estos juegos de mundo abierto donde las actividades son repetitivas, y amas el sigilo más que el combate, así como recorrer el mundo para ver qué sorpresas te encuentras, puede que te guste.

Es una pena que un estudio tan talentoso como Bend no haya podido tener continuidad, porque la saga de Syphon Filter era bastante buena y sus juegos portátiles, como los de Uncharted o Resistance, no eran malos.

0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *