Refritos telenovelescos disfrazados de series

por Fausto Ponce

Televisa anunció esta semana su proyecto llamado Fábrica de sueños, una serie antológica que presentará 12 titulos basados en las telenovelas clásicas de la empresa, dirigidas a las nuevas generaciones. Y no puedo evitar preguntarme… ¿De verdad le podrán interesar a alguien?
En medio de una cantidad impresionante de ofertas de entretenimiento que existen via streaming y TV de paga —con mucha más calidad que los desgastados melodramas televisivos  de Televisa o TV Azteca —, revivir las viejas glorias de la empresa me parece una verdadera necedad. Deberán ser muy creativos para darle la vuelta al género y presentar algo que se sienta innovador, alejado de los estereotipos.

Los títulos que presentará Fábrica de Sueños son: “Cuna de lobos”, “La usurpadora”, “El maleficio”, “Rubí”, “Colorina”, “La madrastra”, “Los ricos también lloran”, “Rosa salvaje”, “Corona de lágrimas”, “Quinceañera”, “El privilegio de amar” y “Corazón salvaje”. Cada una de estas historias será presentada en 25 capítulos.

Todo esto con un “enfoque multiplataforma, formatos cortos y contextos de actualidad”, para que el proyecto acerque “a las nuevas generaciones los más grandes éxitos del melodrama”, según un comunicado de la empresa.

Las telenovelas pueden ser divertidas, y es probable que hasta los más exquisitos televidentes nos hallamos enganchado con unas cuantas. Y claro, grandes actores y hasta escritores pasaron por ahí, pero en su mayoría no pueden ser tomadas en serio, ni en el mismo nivel que, por ejemplo, alguna de las mejores series dramáticas estadounidenses. Definitivamente no compiten en la misma liga. Y desgraciadamente, por muchos años fueron el producto principal de nuestra televisión. Por favor, ya no más.

Mi duda es: ¿estamos preparados para nuevos contenidos o nuestra sensibilidad aún está ligada al drama telenovelesco y por lo tanto estamos condenados a consumir más de lo mismo?

Espero que dichos proyectos no tengan éxito pues me gustaría ver que hemos superado nuestra sensibilidad telenovelera. Y si llega a ser el caso de que la antología tiene éxito, espero que al menos sea porque de verdad consiguieron darle un giro a sus melodramas para crear algo innovador.

Preferiría dejar atrás ese pasado, al menos por un tiempo, y en su lugar, encontrar series mexicanas que sean tan emocionantes como las producciones de otros países.

1 reply
  1. Ana pulido
    Ana pulido says:

    Estoy de acuerdo, aunque nos cause nostalgia al volverlas a ver eso no es garantía de que el público nuevo se enganche en ese contenido, en cuestión de negocio y de contenido nuevo creo que Televisa está en declive. RIP

    Responder

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *