,

Celebrando a Roger Waters: figura brillante y voz contundente

por Paty Rodríguez

Hace 75 años el Reino Unido vio nacer a uno de los hombres más importantes en la historia del rock: el músico, compositor y activista Roger Waters.

Watersha ha generado, alrededor de todo el mundo, un enorme impacto en las conciencias de miles y miles de personas con su música, su arte y su presencia.  Es mejor conocido por haber sido uno de los genios creativos de Pink Floyd, cuyo nombre es indispensable cuando hablamos de la historia del rock.

En últimos años, y con una energía desbordante a sus más de setenta años, se ha dedicado a viajar por el mundo presentando los éxitos que cultivó con Pink Floyd, grabando nueva música (como su álbum de estudio Is This The Life We Really Wanted?, lanzado en 2017) y pronunciándose acerca de los conflictos en el mundo: las posturas intolerantes de Trump y la presencia de Israel en Palestina son sus dos más grandes críticas.

Sin embargo, no duda en unirse a otras causas, como hace un año que manifestó su apoyo a los afectados del sismo que sufrió México. Roger Waters es también una figura controversial y criticada en muchos aspectos, tanto por su personalidad como por su arte, pero es por las mismas razones que también ha sido merecedor de homenajes y de la devoción de millones de fanáticos que hemos sido cautivados por su música y su persona.

George Roger Waters es originario de la región de Surrey, Inglaterra, pero durante su infancia se mudó con su madre y su hermano a Cambridge. Cuando tenía tan solo cinco meses de edad, perdió a su padre mientras éste formaba parte de las fuerzas armadas británicas durante la Segunda Guerra Mundial. Este hecho marcó profundamente la vida del músico y años más tarde se convertiría en un motivo fundamental de los álbumes The Wall y The Final Cut. Además, sería un determinante para su postura tan crítica ante las guerras, los conflictos y las injusticias en el mundo.

Durante su juventud en la universidad formó, junto con su amigo Nick Mason en la batería, una banda llamada Sigma 6, que después se convertiría en Pink Floyd. El talento de Waters se acopló tan bien al de Rick Wright y Syd Barret (reemplazado por David Gilmour), que pronto llegaron los grandes álbumes que consolidarían la carrera de Pink Floyd y sus integrantes, como el récord de ventas y referente cultural The Dark Side Of The Moon o el exitosísimo Wish You Were Here.

Sin embargo, las diferencias creativas y personales no se harían esperar y, hacia finales de los 70, los conflictos en la banda se intensificaron. Roger era tachado de autoritario y ególatra por el resto de los miembros, provocado una enrarecida convivencia que desembocó en la salida de Waters de Pink Floyd que trajo consigo una penosa disputa legal por el nombre de la banda que Waters perdería.

Durante la década de los ochenta, el músico lanzaría tres álbumes en solitario: The Pros And Cons Of Hitch Hiking, Radio K.A.O.S y Amused To Death, los cuales tuvieron un moderado éxito comercial.

La posibilidad de presentar por sí mismo los éxitos que tuvo con Pink Floyd parecía completamente descartada, hasta que en 1990 la caída del muro de Berlín se convirtió en el contexto idóneo para interpretar The Wall, cuya temática y fortísima emotividad fueron la alegoría perfecta para la situación del momento.

Desde entonces, Waters no se ha detenido; tampoco ha permitido que su voz sea silenciada, por mucho que incomode a quien tenga que incomodar.

En 2005 una causa como la del Live Aid lo reunió con sus antiguos compañeros de Pink Floyd, y el furor de ver juntos por última vez a Waters, Gilmour, Masón y Wright  (fallecido en 2008) fue descomunal. Desde esa vez y hoy, después de múltiples giras internacionales, Roger Waters sigue tan activo como siempre en su gira Us+Them, proyectando en su arte un espíritu latente de protesta, gracias a la cual podremos disfrutar de su impactante show en Latinoamérica dentro de un par de meses.

Para conmemorar a este genio del rock, con la contundencia de su voz, me aventuro a recomendar sólo un poco de su trabajo (con Pink Floyd y solista), el cual vale por completo la pena y ha cambiado la vida de millones, comenzando por su servidora.

 

 

0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *